Todo lo que hay que saber sobre los mordedores para bebés ?>

Todo lo que hay que saber sobre los mordedores para bebés

¿Tu bebé se siente incómodo porque le están saliendo los dientes? ¿Se lleva todo a la boca para morderlo? La mejor manera de lidiar con esta situación es utilizar los llamados mordedores. Estos son objetos diseñados para aliviar el dolor que produce la irritación de las encías cuando sale la dentadura.

Los mordedores están hechos de goma o plástico, y en la actualidad se fabrican con los más variados diseños. Los materiales con los que se confeccionan pueden soportar altas temperaturas, por lo que pueden hervirse sin temor y así garantizar la salud del pequeño.

 

Bebé feliz y saludable

Por lo general, los mordedores se conforman de una o dos piezas para evitar que el bebito se trague alguna de ellas. No obstante, los mayores deben supervisarlo para evitar cualquier tipo de percances. La forma usual de los mordedores recuerda a los chupetes, y su diseño garantiza de que no se dañen ni deformen las encías.

Hay mordedores preparados para congelarse, pues en su interior contienen un gel que conserva la temperatura. Estos son preferidos por muchos, pues el frío ayuda a aliviar el dolor de las encías. Otros son didácticos, porque a cada mordida del bebé reproducen una palabra; así el pequeño tiene la posibilidad de aprender mientras se alivia.

Como todo proceso del desarrollo, el crecimiento de los dientes no ocurre en el mismo momento para todos. Sin embargo, como regla general esto ocurre entre los 5 o 6 meses de edad. Cuando comiencen a salir los primeros dientes, es recomendable utilizar mordedores suaves, que no dañarán sus encías. Luego del año, que comienzan a salir los molares, es mejor usar mordedores más duros.

Recuerda que todo lo que el bebé se lleva a la boca puede causar enfermedades. Higieniza y hierve el mordedor diariamente y así protegerás a tu pequeñín.


Comments are closed.